De vuelta a la oficina: una buena oportunidad para innovar

De vuelta a la oficina: una buena oportunidad para innovar
Una opción son las oficinas híbridas, modalidad que mezcla jornadas presenciales con tareas desde el hogar.Claudio Torres, regional manager Cono Sur de D-Link

Con esta transformación digital, los lugares de trabajo estarían optimizando los procedimientos y facilitando la vida de sus funcionarios.

Después de más de un año de incertidumbre ocasionada por la pandemia, donde la mayor parte del país pasó por una o más cuarentenas y muchos lugares de trabajo desarrollaron sus labores de forma telemática, pareciera ser que los contagios de Covid-19 se están controlando y por consiguiente, los espacios se están abriendo de nuevo.

Desde el miércoles 18 de agosto —mismo día que el Minsal reportó menos de 5 mil casos activos, cifra más baja desde abril del 2020—, ninguna comuna de Chile está en confinamiento total, situación que nos entrega nuevas posibilidades e invita a replantear la necesidad del teletrabajo. Una de estas opciones son las oficinas híbridas, modalidad que mezcla jornadas presenciales con tareas desde el hogar.

Esto podría significar un desafío para las pequeñas y medianas empresas (pymes) en cuanto a la conectividad, ya que luego de más de 15 meses fuera, surge una obligación que hasta el momento estaba olvidada: volver a equipar el espacio con internet de calidad que funcione de forma óptima para todos los usuarios.

Si bien esta parece una acción tan simple como recontratar el servicio con la compañía, puede traer dolores de cabeza al momento de decidir cuál es la mejor opción para el negocio, considerando el número de trabajadores y equipos que estarán en funcionamiento. Las pymes deben usar este reto como una oportunidad para reconfigurar sus espacios e incorporar nuevas tecnologías de conexión, capaces de maximizar la productividad y experiencia del consumidor, teniendo en cuenta que también se aproximan nuevos desafíos con la llegada del 5G y la generación masiva de datos.

Las soluciones que se plantean van desde el mejoramiento de dispositivos de acceso móvil y fijo como switches, routers y equipos de 4G y 5G, hasta la integración de la Inteligencia Artificial en sus procesos, por ejemplo, con artefactos que son capaces de auto configurarse y reconocer la naturaleza viva de los diferentes aparatos conectados dentro de un espacio determinado, como en una tienda u oficina, y que pueden asignar comportamientos como ancho de banda, detección de conexiones inesperadas, sugerencias, notificaciones y alarmas, entre otros elementos que podrían ayudar a aumentar la estabilidad de las redes ofrecidas por las empresas.

Con esta transformación digital, lejos de añadir nuevos problemas o gastos innecesarios, los lugares de trabajo estarían optimizando los procedimientos y facilitando la vida de sus funcionarios, adaptándose a las nuevas necesidades y ocupando este nuevo desafío como una gran oportunidad para modernizar sus instalaciones.

Ultimas Noticias

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

+ Leídas

+ Comentadas


Videos Destacados