Rediseñando el marketing a través de la analítica y la inteligencia artificial

Rediseñando el marketing a través de la analítica y la inteligencia artificial
Las marcas tienen que construir nuevas relaciones que deriven en rentabilidad y lealtad.

La importancia de seguir generando nuevas experiencias memorables que logren reconectar a las marcas con sus clientes y así, asegurar la lealtad, son fundamentales para el futuro de las empresas modernas.

Adaptación es la tendencia que hoy en día está transformando a las organizaciones, y el marketing no está ajeno a este panorama. Responder de manera ágil y efectiva a los nuevos comportamientos de consumo, es uno de los retos más importantes que tienen las empresas.

En los últimos años hemos observado cómo los consumidores han cambiado sus hábitos de compra e interacción con las marcas, especialmente tras el COVID-19. Para dar respuesta a esto, las tecnologías juegan un rol esencial ya que la data y la analítica son el corazón del marketing moderno.

La combinación de estas tecnologías ayuda a las organizaciones a prepararse para entender las nuevas necesidades del consumidor y crear experiencias memorables que realmente los involucren. Hoy más que nunca el cliente debe ser la prioridad y estar en el centro del diseño de toda estrategia de negocio”, aseguró Marcelo Sukni, gerente general de SAS Chile.

En este nuevo escenario de “Reimaginar el marketing y prepararse para el cliente del 2030” fue el eje central de SAS CI Week Latam 2020, un evento virtual realizado a finales de octubre que explicó el rol que cumple la analítica y los datos para entender y enfrentar las nuevas formas de relacionamiento entre las marcas y sus clientes.

Tomar decisiones impulsadas por la analítica y la inteligencia artificial (IA) para lograr experiencias únicas con los clientes, es parte de las nuevas propuestas de valor de las organizaciones a nivel mundial ya que genera grandes beneficios.

Conociendo al cliente del 2030

Vivimos en una era en la que los dispositivos, el contenido y la conectividad están completa y perfectamente integrados. Un claro ejemplo de esto es la programación de televisión, la música en streaming, los dispositivos domésticos, el control de la salud y así sucesivamente.

Si bien esto sucedería progresivamente, hoy debido a la pandemia existe una gran digitalización en los negocios, lo que impacta las experiencias de los clientes de una manera sorprendente.

Para los consumidores que viven en el mundo moderno, nuestros reinos físico y digital están conectados a través de tecnologías emergentes como IA, IoT, realidad mixta y otras experiencias inmersivas. Esto sin lugar a dudas nos hace pensar que el consumidor del futuro está más cerca de lo que se cree, de hecho, yo diría que el cliente del 2030 está activo en este momento”, dijo Wilson Raj, Global director, Customer Intelligence SAS.

Asimismo, el ejecutivo afirmó que el mundo de hoy está personificado por la innovación y la tecnología que mantiene a las marcas competitivas, sino que también aporta en la forma en que las marcas y los consumidores se comunican.

Sin duda las marcas que sobreviven y continúan prosperando son aquellas que no solo integran agilidad a sus procesos, sino que están comprometidas a descubrir nuevas formas de interactuar e impulsar la fidelización con los consumidores”, agregó.

Potenciando una experiencia de consumidor personalizada

Toda empresa o marca quiere generar fidelidad entre sus clientes, para esto la inteligencia artificial juega un papel importante ya que permite entregar un servicio de calidad, a través de la empatía y la sensibilidad.

Frente a un estilo de vida que se ha vuelto 100% digital, existe una batalla por obtener la atención de las personas. Pero cuando la tenemos, la pregunta es: ¿Cuido la atención del cliente o me aprovecho de esta?”, explicó Raj.

Las proyecciones sobre el futuro de las experiencias de los clientes hablan de nuevos dispositivos inteligentes inmersivos que transformarán la forma de vivir y comprar, pero que también buscarán robustecer la lealtad y confianza de los clientes.

Las personas en los entornos digitales están saltando de un lugar a otro sin parar. Está buscando experiencias libres de barreras y procesos que le quiten tiempo. Por ende, urge crear nuevas experiencias personalizadas que agreguen valor”, señaló el experto.

Ciertamente, las marcas tienen que construir nuevas relaciones que deriven en rentabilidad y lealtad. Y para lograr esto se debe cautivar la atención de los clientes potenciales y sorprenderlos en cada oportunidad posible. Esto solo será posible con una efectiva inteligencia de clientes y anticipando sus necesidades a través de la analítica y la IA, que son sin duda algunas de las grandes transformadoras del marketing en la actualidad.

“Cuanto más entendemos al consumidor, más entendemos la esencia de la experiencia del cliente. Cuanto más entendemos la experiencia del cliente, más podemos darle forma, desarrollarla y servirles de mejor manera”, concluyó Wilson Raj.

El mundo avanza y las necesidades y exigencias de los clientes también. Por ello, es imperativo que las compañías entiendan sus preferencias y hábitos de consumo para así entregar no solo una comunicación personalizada, sino ofrecerle el servicio o producto que busca en el momento preciso. Esto beneficiará la relación entre la marca y sus consumidores.

Ultimas Noticias

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

+ Leídas

+ Comentadas


Videos Destacados