Los empleados priorizan la flexibilidad laboral frente al salario

Los empleados priorizan la flexibilidad laboral frente al salario
Las empresas no sólo tendrán que escuchar a sus empleados, sino entender por qué lo quieren.Holger Reisinger, VP sénior de Jabra

Casi tres cuartas partes de los encuestados creen que ir a la oficina dejará de ser lo común y se convertirá en un beneficio para el empleado.

Si algo ha cambiado desde hace varios meses, es la forma en la que trabajamos: el trabajo híbrido se ha instaurado en nuestro día a día y parece que ha venido para quedarse.

Según el estudio realizado por JabraJabra Hybrid Ways of Working 2021 Global Report, donde se encuestó a más de 5.000 trabajadores de cinco países de todo el mundo, el trabajo flexible se ha convertido en el principal beneficio laboral (59%) y motor de motivación para los empleados, superado al salario. Los encuestados señalan que la flexibilidad y autonomía laboral están por encima de las compensaciones económicas.

Además, el 73% de los encuestados creen que, en un futuro, las oficinas como espacio de trabajo serán consideradas como un beneficio más que como el lugar habitual de labores. Sin embargo, el 71% de los trabajadores de todo el mundo sigue considerando la oficina como un lugar de colaboración donde poder socializar. Este cambio de actitud hacia el trabajo flexible y el concepto tradicional de oficina puede suponer un nuevo planteamiento sobre los beneficios laborales que las empresas ofrecen a sus trabajadores, ya que deben adaptarse a las nuevas necesidades que surgieron durante la pandemia.

Colaboración y problemas tecnológicos, motivos por los cuales ir a la oficina

La colaboración entre equipos, la motivación y los problemas con las herramientas tecnológicas son las principales razones por las que la gente quiere volver a la oficina. Además, hay encuestados que aseguran que, como la transición del lugar de trabajo de la oficina a casa no fue lo que esperaban, prefieren volver a la oficina.

De hecho, hay más probabilidades de que los empleados soliciten más días de trabajo en la oficina – 3 días o más a la semana – si la transición no fue satisfactoria. Sin embargo, todavía hay un 17% que desea estar en la oficina a tiempo completo.

Tres de cada cuatro empleados son escépticos hacia el trabajo híbrido debido a la mala comunicación de la organización del trabajo. Como dato complementario, el estudio revela que solo un 20% de los encuestados creen que su organización está muy preparada para el trabajo híbrido. Además, más de la mitad de los encuestados (52%) han expresado su deseo de trabajar desde casa, pero están preocupados de cómo puede verse afectada su carrea profesional por esta decisión.

Las opiniones también se encuentran divididas entre directivos y resto de empelados, ya que estos últimos son un 11% más propensos a decir que su organización no está tan preparada para el cambio hacia el trabajo híbrido. De hecho, se encuentra que un 53% de los empleados cree que su organización está lista para instaurar el modelo de trabajo hibrido, frente a un 74% de directivos.

Y, ¿qué buscan los empleados en la nueva forma de trabajo híbrido?

Para crear y consolidar un buen modelo de trabajo híbrido, los directivos necesitan dejar atrás las políticas corporativas formales (que carecen del elemento humano), y enfocarse en crear entornos de alta confianza que establezcan directrices claras. Pero, al mismo tiempo, que otorguen autonomía a los empleados.

Por ejemplo, la mayoría de los empleados desea poder establecer su propio horario laboral (65%), en lugar de mantener un horario estándar (35%). Un porcentaje similar preferiría poder elegir cuándo acudir a la oficina y cuándo trabajar desde casa (61%), en lugar de tener días predeterminados «en la oficina» y «en casa» (39%).

La tecnología es fundamental en la guerra del talento

Yendo más allá del modelo híbrido de trabajo, donde se puede elegir entre trabajar desde la oficina o desde casa, el 75% de los encuestados quiere tener la oportunidad de trabajar desde cualquier lugar en el futuro y, para ello, la tecnología es clave.

Dejando atrás las sofisticadas oficinas en las mejores localizaciones, la tecnología será la forma de atraer y retener al talento, ya que más de la mitad de los empleados encuestados escogen la tecnología para poder trabajar desde donde ellos deseen. De hecho, casi tres de cada cuatro preferirían que las empresas seleccionen y proporcionen la tecnología adecuada para igualar la experiencia híbrida.

Más de ocho de cada diez empleados (84%) están de acuerdo en que «la tecnología puede ayudar a que todos los empleados tengan el mismo acceso a oportunidades en el trabajo», y «preferirían trabajar para una empresa que invierta en tecnología para conectar mejor a la plantilla en un futuro de trabajo híbrido» (80%). La tecnología de colaboración debe adaptarse para permitir que las personas conviertan cualquier espacio en un lugar de trabajo: la tecnología anterior, diseñada para el «trabajo a distancia» de un día, se ha quedado obsoleta.

Holger Reisinger, VP sénior de Jabra, afirmó: “El mundo laboral está experimentando un cambio significativo y nos encontramos en un momento crucial. Si las empresas se vieron abocadas inicialmente al trabajo remoto sin apenas tiempo para prepararse, la pandemia ha dado lugar a un cambio permanente en las estructuras de trabajo. A medida que las empresas tratan de evolucionar sus estrategias de trabajo híbrido, esta investigación muestra que, si siguen invirtiendo en la tecnología adecuada y dando a los empleados autonomía sobre la jornada laboral, serán capaces de ofrecer una mejora en la experiencia laboral de sus empleados”.

Para conseguirlo, las empresas no sólo tendrán que escuchar a sus empleados, sino entender por qué lo quieren”, añadió.

Las cinco recomendaciones claves para empresas:

  1. En vez de ordenar “la vuelta a la oficina”, se debería considerar la posibilidad de permitir a las personas trabajar desde cualquier lugar, proporcionando la tecnología necesaria a los empleados.
  2. Dado que el 75 por ciento de los empleados quieren trabajar desde cualquier lugar en un futuro y valoran la flexibilidad por encima del salario, sería inteligente replantearse los beneficios laborarles para seguir siendo competitivos y seguir atrayendo el mejor talento.
  3. Los directivos deberían considerar cuáles son los motivos y tareas por los que quieren a sus empleados en la oficina y, según éstos, asegurarse de que el espacio de trabajo satisface esas necesidades.
  4. Las empresas que invierten en tecnología para mejorar la colaboración entre sus equipos se beneficiarán más que las que invierten principalmente en recursos físicos tradicionales.
  5. Los directivos deben predicar con el ejemplo para mostrar las mejores prácticas de trabajo híbrido. Estos deben demostrar a sus equipos que, independientemente de la forma de trabajar elegida, esta situación no se convertirá en una desventaja de ningún tipo.

Ultimas Noticias

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *

+ Leídas

+ Comentadas


Videos Destacados