Gestión invisible: un antes y después para las pymes argentinas

Gestión invisible: un antes y después para las pymes argentinas
La gestión invisible propone un modelo más activo para los empleados, los invita a una mayor profesionalización.

La Inteligencia Humana va a permitir sustituir la actuación humana por máquinas y tecnología en muchas áreas y eso se reflejará rápidamente en las áreas de administración de empresas y organizaciones.

Tal como lo señala Gonzalo García Abad, experto en fiscalidad, contabilidad, finanzas y derecho, las soluciones de gestión disponibles para las pymes han evolucionado notablemente en los últimos años.

La transformación digital ha permitido a estas compañías, acceder a herramientas de calidad que les permitan bajar costos. Hoy disponen de diversas alternativas de software especializado con funcionalidades completas, pueden incorporarlas en cualquier momento y con una baja inversión. Algo impensable, para este segmento, hace una década.

Ahora bien, ¿qué es la gestión invisible?

Es un concepto que se basa en el soporte de soluciones de gestión avanzadas para que el trabajo administrativo sea más fluido, sencillo y cómodo. Se automatizan las tareas administrativas, ganando rapidez y eficiencia en los procesos mecánicos y monótonos.

La automatización llega, fundamentalmente, a dos tipos de labores administrativas. Por un lado, encontramos las que se realizan siempre de la misma forma. Por otro, están las que se efectúan de forma diferente en función de las circunstancias, pero siempre dentro de un conjunto de condiciones que, una vez conocidas, hacen que no haya que tomar decisión alguna para desempeñar la tarea.

Un sistema de gestión inteligente, las realizará de manera rápida y eficiente.

La gestión humana

La gestión invisible propone un modelo más activo para los empleados, los invita a una mayor profesionalización ya que expandirán sus posibilidades dando espacio a la iniciativa, criterio personal y la visión de conjunto, logrando que la gestión administrativa se convierta en una aliada estratégica de la gerencia y el directorio en cada organización.

Entre las ventajas de la gestión invisible, tenemos la detección de los errores humanos. Pero no solamente las máquinas se equivocan menos, por ejemplo, el big data está descubriendo patrones ocultos hasta el momento con implicaciones muy importantes. Se aprecian fallos y oportunidades que no se deben perder. La tecnología está de nuestro lado, en un segundo plano, mejorando nuestra actuación.

El avance inexorable de la gestión invisible, no significa que las empresas deban realizar “purgas” con su personal. Los empleados del sector administración, van a poder dedicar su tiempo y su mejor talento para garantizar una buena gestión administrativa. De esta manera las empresas ganarán en rapidez por la automatización de las tareas y en calidad gracias a su gestión administrativa” explica Gabriela Perret, CEO de Adonix.

Te puede interesar  Habilidades necesarias para ser un excelente candidato en la 4° revolución industrial

El viejo modelo se esfuma

Las ventajas que aporta la GI son diversas y concretas. Estamos hablando de soluciones adaptables a los requerimientos de cada empresa. El gestor del sistema es quien va añadiendo módulos y funcionalidades, pero las soluciones de gestión responden de forma inteligente. Un aspecto muy importante es que se adaptan a los conocimientos y la lógica de las pymes.

La gestión invisible aporta credibilidad a los proyectos. Uno de los miedos habituales de un nuevo emprendimiento, es la posibilidad de que quien lo lidera se vea superado por una maraña de trámites y burocracia ante la que no sepa desenvolverse. La gestión invisible minimiza ese riesgo. A la misma vez, libera una parte muy valiosa de su tiempo, que puede destinar a la mejora de la planificación y al análisis de las decisiones críticas.

También saben que la calidad de la gestión de pequeños negocios mejora considerablemente. Disponen de mucha más información y medios para emplearla. Eso tiene unas implicaciones directas en la toma de mejores decisiones.

Automatización pro-humana

Las labores administrativas son solamente un aspecto de la automatización de procesos en la empresa. Por ejemplo, debemos tener en cuenta que los robots van a ser protagonistas en un número cada vez mayor de tareas.

Un elevado grado de automatización en labores como la gestión de las nóminas y el personal, de la contabilidad y la tesorería, de los inventarios, de los impuestos o de las relaciones con los clientes provee información que puede ser tomada como un input por los robots del área de producción.

El mismo Stephen Kelly, CEO de Sage, menciona con frecuencia la importancia de la gestión invisible. Hay que derribar los temores del cambio y avanzar con firmeza hacia las nuevas formas de gestión inteligente. Los beneficios en tiempo y la eficiencia de resultados, serán asombrosos para cualquier organización”, concluyó Gabriela Perret.

Print Friendly, PDF & Email

Ultimas Noticias

Deje su comentario

Su dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancelar respuesta

+ Leídas

+ Comentadas


Videos Destacados


Open actualizó su sistema con funcionalidades para telcos y utilities

La empresa liberó su nueva versión de producto, nuevas funcionalidades y mejoras a las opciones existentes, para que los operadores...

Cerrar