Boxeway lanzó eLockers en instituciones educativas

Boxeway lanzó eLockers en instituciones educativas
Los eLockers funcionan permitiendo que los usuarios intercambien objetos de forma asincrónica.

Esta tendencia evita problemas de logística cotidiana, estableciendo un espacio y un nuevo canal seguro de comunicación e intercambio entre alumnos e instituciones.

Las universidades son instituciones educativas en las que ocurre un sin número de intercambios de objetos y documentación importante diariamente. Cada proveedor, así como cada comunicación interna entre las facultades y sus departamentos administrativos conllevan una gran actividad de un intenso ir y venir que son necesarios para la operatividad de la institución como un todo.

Es así, que existen altas posibilidades de extravío de documentos internos de la institución o simplemente, de que quien debe recibir un papel importante no se encuentre justo en el momento que se lo pueden entregar.

Los problemas de logística les cuestan a las organizaciones cada vez más dinero porque involucran que su personal, destinado a determinadas tareas importantes, tenga que desatender sus funciones para cumplir con tareas administrativas básicas o urgentes que limitan y complican su tiempo, afectando los grandes proyectos de la institución. Los horarios administrativos y el tráfico también pueden complicar la gestión de recepción de objetos y en general, pueden hacer perder tiempo a las universidades en tareas que no son su foco.

Por ello, adoptar una plataforma tecnológica y logística que permita tener acceso a la trazabilidad de cada trámite o paquete y que, además, avise a cada usuario (emisor o receptor) cuando ha llegado ese importante documento o material que estaba esperando, es una herramienta que optimiza la operativa, funcionamiento y comunicaciones internas de la universidad.

De esta manera, los eLockers o casilleros inteligentes, resuelven eficientemente los pequeños problemas de logística que tenemos a diario. Los eLockers funcionan permitiendo que los usuarios intercambien objetos de forma asincrónica, de tal manera que no es necesario que estén presentes las partes para garantizar un seguro intercambio de objetos. Así se favorece la gestión en funciones importantes para la organización, optimizando el gasto de tiempo y recursos de la empresa en tareas administrativas rutinarias.

Las universidades son espacios de gran movimiento de objetos y documentos. Además, son espacios donde la innovación es altamente valorada por su capacidad de acortar o eficientizar procesos administrativos. El dinamismo del intercambio entre estudiantes y equipo académico lo convierte en un lugar desafiante y a la vez interesante para colocar tecnología que resuelva problemas”, explicó Ezequiel Naftali, CTO de Boxeway.

Te puede interesar  Los casilleros electrónicos revolucionan el mercado de las transacciones

Más allá de las clases presenciales, la universidad interactúa con sus estudiantes en gestiones que no son tan evidentes pero que si son muy importantes en la relación que existe entre ambas partes. La percepción del alumno de cuan buena es la universidad, es construida en base a múltiples factores que comunican que tan organizada es la institución, cómo es su capacidad de respuesta y cuáles son los servicios complementarios de valor que ofrece.

La universidad requiere que los alumnos entreguen documentación al cierre de cada período lectivo, por tal motivo, es importante para la institución tener trazabilidad y constancia de cada documento que recibe. Asimismo, es importante tener en cuenta que muchas veces no coinciden los horarios de funciones administrativas con los horarios fijados para las clases, por lo que resulta complicado para los estudiantes entregar sus documentos en tiempo y forma.

De igual forma, los alumnos requieren intercambiar documentos, libros, revistas especializadas y comunicaciones internas con la institución. La realidad es que tener un espacio privado y seguro para la recepción de estos ítems o simplemente para la guarda momentánea o intercambio de una notebook y libros con otro estudiante es más que una amenidad, es resolver un posible problema de extravío de documentos y objetos a través de una inversión en tecnología y prevención.

Print Friendly

Ultimas Noticias

Deje su comentario

Su dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancelar respuesta

+ Leídas


+ Comentadas

Videos Destacados


Barbara Spicek
Gigamon firmó un acuerdo de distribución con Westcon

La compañía expandió su presencia en Latinoamérica para apalancar el potencial crecimiento en la región de las soluciones de seguridad...

Cerrar